sábado, 31 de enero de 2009

Spotify: Pseudo análisis completo


Todo el que esté metido en temas de blogs, o Twitter, habrá leído algo sobre Spotify. Es un programa para escuchar música en streaming, disponiendo a un solo clic de una cantidad de discos alucinante.


Algunos pensarán que al funcionar por streaming (como YouTube, carga mientras se reproduce) irá a parones y fallará. Para nada, las canciones se cargan perfectamente sin parones, los menús (también los carga de Internet) también cargan muy rápido, e incluso si se te cae la línea, no da errores, simplemente reproduce hasta donde estaba cargado y cuando vuelve la línea sigue por donde iba.


Otra de las funciones del programa es la posibilidad de compartir canciones con gente, mediante un enlace que al ponerlo en el navegador abre la canción que sea en Spotify. Esto se puede hacer tanto con canciones como con discos, grupos y listas de reproducción. Este último punto es muy interesante, ya que puedes compartir una lista con tus canciones favoritas con cualquiera y de una forma muy simple.


Pero no todo el monte es orégano, las discográficas han hecho de las suyas y hace poco obligaron al programa a quitar algunas canciones y a restringir geográficamente otras, esto es una pena, ya que puede ser que mi lista de reproducción no se pueda escuchar al completo en México, por ejemplo. Spotify ha intentado solucionar esto, haciendo que el programa sustituya automáticamente la canción del disco prohibido, por la misma canción pero cogida de otro disco (algún recopilatorio), pero claro, si la que quieres escuchar no aparece en ninguna recopilación, te has quedado sin escucharla…


Spotify se financia mediante publicidad que aparece a veces en los laterales del programa. También lo hace mediante un sistema con el que puedes pagar para tener el programa sin publicidad y sin una frase que ponen a los que lo usan gratis cada X canciones, diciéndote que si quieres puedes contratar la versión de pago.


A mi parecer, la idea del programa es buena, a pesar de lo de las discográficas. Lo que ya sería la leche es tener Spotify en el móvil. Bueno, pues la idea está siendo desarrollada actualmente por el equipo del programa.


Spotify funciona mediante un sistema de invitaciones, sin una no puedes entrar. Cuando yo pedí por Twitter una, me pasaron un enlace, para crearte directamente la cuenta. Supongo que es un fallito que los desarrolladores dejaron pasar.


No voy a poner el enlace, pero si queréis, dispongo de 10 invitaciones, podéis pedir una en los comentarios.


Ya que estamos, os dejo un link a una lista de reproducción que hice hace unos días.


Un saludo.

1 comentario:

The Room Get Heavy dijo...

He tenido problemas para comentar, pero lo vuelvo hacer por si acaso, me ha interesado tu ofrecimiento de una cuenta de Spotify y la verdad que me interesaría conocer el programa, soy un adicto a escuchar música y me encantaría crear una lista de reproducción... si sigues interesado en repartir generosidad entre tus congéneres... por favor, aqui tienes un solicitante. Gracias
PD: te dejo mi mail por si acaso lo necesitas o quieres comentarme algo. bitter_alternative@hotmail.com
Un saludo y encantado!

Publicar un comentario